viernes, 20 de mayo de 2016

Para qué comentar nada... como veis en este lugar tan culto, en realidad algunos andan todavía 
encima de los árboles y no tanto como simios, sino como monos. Bueno, quizás se creen gorilas pero para el caso... Eso, junto con la anterior entrada, creo que hay algunos a los que les escuece el culo, que para ellos es como su cerebro. Seguíd así que os descalificáis solitos.